Digitalización de los Recursos Humanos: Importancia y Beneficios

Actualizado: hace 3 días



Hay quien todavía concibe la transformación digital como una dualidad del tipo: “Tenemos un negocio, hay tecnología disponible: apliquemos la tecnología al negocio”.

Tal vez este planteamiento podía ser válido hasta hace un par de décadas, pero ya no lo es. Hoy en día tenemos simplemente negocios digitales. O dicho de otra forma: no es posible separar tecnología y negocio. La tecnología hace posible el negocio, y el negocio no se concibe sin tecnología.


Esta simbiosis se extiende a todos los departamentos de una organización. No es posible imaginar que Marketing, Ventas o Finanzas trabajen sin los recursos digitales -herramientas y procesos- que optimizarán sus resultados y rendimiento. Por supuesto, Recursos Humanos no puede ser una excepción.


Es indudable que Recursos Humanos incorpora un elemento humanista que no está presente en otros departamentos de la empresa. Al fin y al cabo, trabaja con un material altamente sensible: las personas. Sin embargo, esto no significa que no deba regirse por los mismos criterios de eficiencia que el resto de departamentos.


Hoy en día, existen multitud de herramientas que convierten la aportación de cada persona en KPIs, ligados a los objetivos individuales y globales de la empresa. Los KPIs prueban el valor estratégico de RRHH para el conjunto de la organización, demostrando su aportación a la consecución de objetivos a través de métricas concretas y bien definidas.


Por lo tanto, la contribución de RRHH al crecimiento del negocio pasa forzosamente por la digitalización y de ahí su importancia a día de hoy. Es necesario adoptar la mentalidad data centered: incorporar perfiles analíticos que sean capaces de tomar decisiones relacionadas con la gestión del talento a partir de los datos aportados por herramientas inteligentes. Sólo de esta forma RRHH aportará verdadero valor al negocio.


¿Beneficios de la digitalización de los Recursos Humanos al conjunto del negocio?


De manera simplificada, la digitalización de los Recursos Humanos se refiere a la adopción de procesos y estrategias que mejoren la experiencia de los empleados y optimicen la operativa, mediante el uso de herramientas inteligentes y automatizadas.

En la práctica, esto se traduce en dos grandes transformaciones:

  • Operativa: cambia la manera en que opera RRHH, que pasa a adoptar una mentalidad orientada al dato. De esta forma, se incorporan herramientas y procesos inteligentes para la evaluación, gestión y retención del talento.

  • Organizacional: se transforma la manera de trabajar en la empresa, creando nuevos flujos de trabajo, dinámicas, relaciones e interacciones.

Más allá de su propio desempeño (trabajar de manera más eficiente), la digitalización de los Recursos Humanos impacta de muchas formas en el conjunto de la organización. Fundamentalmente, estos son los beneficios que genera:


Mayor armonía entre las estrategias corporativas y la gestión del talento


Las plataformas capaces de identificar las fortalezas y habilidades de cada trabajador contribuyen a una mejor alineación con los objetivos generales del negocio. ¿De qué manera? Estas herramientas permiten conocer el expertise de cada empleado, su tipo de personalidad o sus skills más desarrolladas. De esta forma, es más sencillo asignar tareas o constituir equipos que funcionen. También se identifican las debilidades de cada empleado, lo que permite asignar los recursos necesarios para la formación.


Datos precisos para mejorar la toma de decisiones


La automatización de tareas reduce significativamente la posibilidad de un error humano. También permite a los equipos de RRHH reducir las tareas tediosas y centrarse en elementos de importancia estratégica que contribuyen a reforzar la marca empleadora; por ejemplo, la gestión del clima laboral, el cumplimiento de normativas o la implantación de políticas DEI.

Hoy en día, nadie discute la importancia de tomar decisiones basadas en datos. La potencia y precisión analítica de las herramientas tecnológicas proporcionan a RRHH toda la información necesaria para tomar decisiones correctas que repercuten en la productividad y eficiencia de toda la organización.


Mayor satisfacción de los empleados


Como hemos aprendido a consecuencia de la pandemia de COVID 19, la tecnología facilita los modelos de trabajo flexibles, que se adaptan a las condiciones individuales de cada trabajador para aumentar su productividad y bienestar.

Existen multitud de herramientas en la nube que permiten gestionar los flujos de trabajo, fomentar la comunicación, crear espacios de trabajo virtuales o alimentar el sentimiento de pertenencia aunque se trabaje en remoto. Los departamentos de Recursos Humanos tienen a su disposición una enorme variedad de opciones, fáciles de implementar y de coste asequible para cualquier tamaño de empresa.

Los empleados satisfechos son más felices y productivos. Las organizaciones que apuestan por la optimización del talento a través de la digitalización alcanzan ese propósito. Además, se refuerza la marca empleadora, que se percibe desde el exterior como un lugar atractivo para desarrollar una carrera.


Optimización de costes


Las organizaciones que invierten en digitalizar sus Recursos Humanos ahorran tiempo y recursos gracias a la automatización y racionalización de los procesos. Muchas tareas manuales se delegan en herramientas inteligentes y “liberan” a los trabajadores para dedicar su tiempo a trabajos de mayor valor. Por ejemplo, los ATS automatizan la publicación de ofertas de empleo, el filtrado y selección de candidatos y el primer contacto con estos.

Otra ventaja de la digitalización de los RRHH es que otorga mayor visibilidad al talento interno. Las herramientas de evaluación de perfiles identifican las habilidades visibles u ocultas de las personas que ya trabajan en la organización, y permiten asignarlas a los proyectos más adecuados. De esta manera:

  • Se identifica todo el potencial interno, a menudo disperso en diferentes proyectos, ubicaciones o departamentos.

  • Se fomenta la movilidad interna y aumenta la motivación de los empleados, que saben que podrán ser asignados a nuevos proyectos.

  • Se ahorran nuevas contrataciones, con todos los costes asociados a estas (proceso de reclutamiento, onboarding, formación, etc).

56 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo